English French German Italian Spanish
Entrar con mi cuenta de Facebook
Tu Farmacia
Tu Ecotienda
A tu Belleza
Tu-Farmacia

Varices

Introducción Enfermedad venosa de los miembros inferiores
La noción de enfermedad venosa de los miembros inferiores expresa el conjunto de perturbaciones hemodinámicas a nivel sanguíneo que aparece cuando se produce un mal funcionamiento del sistema venoso. Esta patología, predominantemente femenina (2/3 mujeres frente a 1/3 hombres), es muy frecuente, ya que alcanza aproximadamente al 40 ٪ de la población de los países desarrollados.
Frecuentemente se manifiesta con la aparición de un discreto edema en los miembros inferiores, acompañado de una sensación de pesadez de piernas. También puede aparecer por un éstasis venoso crónico superficial que puede ir de la simple varicosidad (arborescencia de minúsculas venas intradérmicas rojas y azules) a la variz compleja.
Definición

Las varices son dilataciones irregulares y permanentes de las venas superficiales. La aparición de una variz es el testimonio de una ineficacia puntual del aparato valvular. Se traduce por el paso de la sangre, a contracorriente, de los los ejes profundos venosos, hacia la vena superficial afectada con distensión.
En un principio, la mayor parte de las varices permanecen localizadas e indoloras. Después, si la enfermedad se agrava, pueden formarse agrupaciones con un aspecto poco agraciado. Algunas formas muy extendidas pueden tener su origen en una enfermedad que habría que diagnosticar.
Balance biológico
El balance biológico estudiará la coagulación sanguínea. La evolución de las perturbaciones reológicas en la enfermedad varicosa es de una importancia considerable pues estudios recientes han demostrado que, muy frecuentemente, las personas con varices sufren una modificación en ciertos parámetros sanguíneos. Así, el flujo circulatorio venoso, se encuentra fuertemente disminuido en el caso de las venas patológicas (dilataciones varicosas); entonces aparece una agregación eritrocital a la vez que un aumento de la viscosidad plasmática. Esta noción es fundamental para la comprensión y el tratamiento de la enfermedad varicosa.
Doppler venoso
La ultra-sonografía de las venas permite precisar el diagnóstico de insuficiencia valvular, investigar las venas perforantes incontinentes y evidenciar una posible trombosis profunda.
Flebografías
La flebografía permite visualizar la red venosa cuando se prevé una intervención.
La enfermedad varicosa puede tener una repercusión allá del plano estético y traducirse en signos orgánicos importantes:
Periflebitis, con dolor local e inflamación del tejido conjuntivo que rodea la vena.
Eczema varicoso, pruriginoso, acompañado de una pigmentación cutánea y de edema en el tobillo.
Úlcera varicosa, es una pérdida de sustancia del revestimiento cutáneo. Esta lesión, que tiene poca tendencia a la cicatrización, se sitúa generalmente sobre la parte distal de las piernas.
Estos estados evolucionados necesitan un tratamiento esclerosante o quirúrgico.

Tratamiento

1. Tratamiento esclerosante
Se propone el tratamiento esclerosante para suprimir el reflujo venoso superficial. Consiste en la introducción en una variz de un producto químico creando a nivel local una inflamación que tiene como efecto secundario una retracción total o parcial de la pared.
Teóricamente, toda variz podría ser esclerosada. Sin embargo, en algunas zonas se contraindica (venas subpúbicas, venas interiores o exteriores del pie). La esclerosis puede tratar aproximadamente un 90 de varices. Pero existe el peligro de reincidencia en el caso de las varices voluminosas, por lo que es más justificable, en este caso, la cirugía. El tratamiento esclerosante va acompañado de un tratamiento médico preventivo para espaciar los accesos evolutivos o retrasar los tratamientos agresivos.
2. Tratamiento quirúrgico
La intervención quirúrgica de las varices consiste en un evenaje (stripping) que puede ser corto, y pararse en la rodilla, o largo, y seguir hasta el tobillo. En general éste es el último recurso, sólo se recurre a él una vez que haya fallado el tratamiento farmacológico.
Los resultados son buenos aproximadamente en un 80٪ de los casos, con la condición de haber recurrido a la esclerosis post-operatoria de las pequeñas varices residuales y a la toma de venotónicos de forma regular.
3. Fitoterapia
La fitoterapia puede ser prescrita con buenos resultados:
En el “síndrome prevaricoso” (todos los signos del padecimiento venoso están presentes cuando aún no han aparecido las varices).
Para las varices del embarazo.
En los accesos dolorosos de la enfermedad varicosa.
Como tratamiento complementario de la esclerosis o de la cirugía.

Plantas adecuadas para esta enfermedad
RUSCO Ruscus aculeatus L.
HAMAMELIS Hamamelis virginiana L.
CIPRÉS Cupressus sempervirens L.
CASTAÑO DE INDIAS Aesculus hippocastanum L.
VID ROJA Vitis vinifera L. (variedades tinctoria)
MELILOTO Melilotus officinalis (L.) Pallas
BARDANA Arctium majus Bernh

FUENTE INFITO



Comparte esta información
Digg! Reddit! Del.icio.us! Google! Live! Facebook! MySpace! Yahoo! Meneame Twitter! Joomla Free PHP

Chat en línea

Follow us on Twitter

Sobre nosotros

Tu-farmacia.com es un portal con amplios contenidos informativos y
comerciales sobre los aspectos más relevantes de la salud. Además,
dispondrá de un amplio surtido de productos con la mejor relación
calidad-precio y siempre de la mano de los mejores profesionales.

 

Enlaces de interés